La concejal de la CUP de Barcelona Maria Rovira ha denunciado este jueves la “brutalidad policial” de los Mossos de Esquadra en las tres noches de altercados en Gràcia que ha habido esta semana desde el desalojo del Banc Expropiat. Rovira ha acusado a la policía catalana de actuar con “total impunidad” y ha asegurado que su formación está “al lado de los que quieren construir vidas dignas en nuestras calles”. En rueda de prensa, la concejal también ha atribuido el desalojo a la “violencia estructural que sufren las clases populares” y ha pedido a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que se posicione en contra de la violencia de estos días. 

La concejal anticapitalista ha criticado las cargas y que hubieran periodistas heridos, a pesar de identificarse, además de vecinos que dan soporte a las movilizaciones contra el desalojo del Banc Expropiat. Rovira también ha subrayado que la manifestación se estaba desarrollando con “toda tranquilidad” y no se ha aventurado a pronosticar si habrá una cuarta noche de altercados. “La responsabilidad es de la Generalitat, ver si avanza en una dirección o en otra”, ha destacado. 

Rovira ha defendido el espacio que ocupaba el Banc Expropiat como un “espacio totalmente necesario en un barrio que se está destruyendo como consecuencia del modelo y de la marca Barcelona” y ha pedido también que “se rompa con el discurso criminalizador” contra los movimientos sociales, procedentes, ha añadido, tanto del Departamento de Interior como de “algunas personas del Ayuntamiento de Barcelona”.

Nou comentari

Comparteix

Icona de pantalla completa