El PSC ha cumplido con su amenaza. Cuando el diario Público.es publicó las primeras grabaciones de la conversación entre el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y el director de la Oficina Antifraude, Daniel de Alfonso, este último dijo en TV3, entre otras cosas, que detrás de la filtración podía estar el PSC porque la publicación coincidía con una supuesta investigación a los socialistas por financiación ilegal. Entonces el PSC anunció que estudiaría medidas legales por esta vinculación, y este martes ha interpuesto una querella por “calumnias” contra De Alfonso. Los socialistas reclaman que el director de Antifraude se retracte, y que, además, el juzgado inicie una investigación para conocer quién filtró las conversaciones.

Nou comentari

Comparteix

Icona de pantalla completa